Causas comunes de una terapia de pareja

Causas comunes de una terapia de pareja

Se determina que el estado de ánimo de los individuos que conforman una relación de pareja, son factores de importancia al decidir iniciar una terapia de pareja ya que estas fluctuaciones del estado anímico pueden evolucionar hacia un cuadro de depresión en cualquiera de las partes actuantes.

Un psicólogo será el profesional capacitado en determinar si la presencia de los síntomas presentados por la pareja en el transcurso del tratamiento, tales como: perdida de interés en actividades habituales, incapacidad de realizar actividades personales en los ámbitos académicos, laborales y sociales, disminución del apetito sexual, alteraciones ostensibles del sueño, falta de energía, cansancio, fatiga, falta de concentración, problemas para enfocar la toma decisiones, son los suficientes para iniciar una terapia de pareja o por el contrario va a tratar a los pacientes como individuos por separado.

Sea cual sea el tratamiento de preferencia con el que se decida iniciar la consulta, el psicólogo especializado en parejas abordará los siguientes aspectos, se escucharía con cuidado especial todo lo que se diga relacionado con las experiencias personales y comunes de la pareja y se exploraría de manera específica las circunstancias que mediaron en la aparición de los conflictos, debido a que los acontecimientos reales constituyen solo una parte de la problemática, así, las fantasías que de estos emanan y que internalizan los individuos, son el verdadero meollo de la situación problemática.

Se implementaría el método de escucha, detectando en los matices de las expresiones u otras evidencias el contenido de sus fantasías que podrían arrojar luz para encontrar los conceptos simbólicos que se manejan y localizar a partir de ellos, los significados y la psicodinámia inconsciente y alegórica que afecta internamente el paciente y la cual le es imposible manejar, lo que al psicólogo le determinará las técnicas a implementar de acuerdo al caso analizado.

Cuando se comienza una relación de pareja, es necesario estar muy seguros de parte y parte ya que es una decisión muy importante y lo que se busca es que sea duradera. Con el pasar del tiempo suelen haber ciertas perturbaciones “necesarias” que conllevan a problemas en la relación y es necesaria la intervención de un especialista en terapias de pareja para sobrellevar la situación que la convivencia genera.